¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Idioma  

   

HIGHLIGHTS  

NEW RESULTS FROM CERN INDICATE THERE IS SOMETHING VERY WRONG WITH PARTICLE PHYSICS

   

Convocatorias Abiertas  

   

Portal de Transparencia  

   

Scientific Meetings  

   

Inicio Sesión  

   

HISTORIA
---------------------

En 1985, el Grupo de Investigación de Física Nuclear y de Astropartículas de la Universidad de Zaragoza, dirigido por el profesor Ángel Morales, estableció el Laboratorio Subterráneo de Canfranc en la vertiente española de los pirineos centrales. Este laboratorio consistía en una galería principal de alrededor de 120 m² y otras dos galerías de unos 18 m². El programa científico del Laboratorio en el transcurso de esos años en el cual participaron más de 50 investigadores pertenecientes a 12 instituciones de 8 países diferentes, se centró básicamente en: a) Búsqueda del decaimiento doble beta con germanios (IGEX), b) búsqueda de la materia oscura con centelladores (NAI-32 y ANAIS), semiconductores (IGEX-DM) y bolómetros (ROSEBUD), y c) programa de I&D para el desarrollo de detectores de ultrabajo fondo (AMBAR)


Más recientemente, la construcción de un túnel carretero entre España y Francia, paralelo al inutilizado túnel ferroviario, proporcionó una oportunidad única.
A. Morales, con la seguridad del éxito de dos décadas de investigación y su determinación, convenció a las autoridades españolas para construir un nuevo laboratorio de mayor envergadura, respetando plenamente las normas internacionales, y con todos los servicios subterráneos necesarios. Tiene una profundidad de 850 m bajo el Monte Tobazo, y las instalaciones fueron completadas e inauguradas en el 2006. Sin embargo, un año más tarde comenzaron a aparecer señales de inestabilidad en la roca y el laboratorio fue cerrado. La Universidad de Zaragoza realizó una revisión completa del proyecto original y se procedió a la instalación de las estructuras para la sujeción de la roca necesarias para garantizar la seguridad tanto del personal como de las instalaciones.
Con el fin de incrementar el nivel de seguridad, una estructura específica de fibra óptica monitoriza la estabilidad de la roca de manera continua.

             

El nuevo laboratorio lo gestiona un Consorcio entre el Ministerio de Economía y Competitividad, el Gobierno de Aragón y la Universidad de Zaragoza. Las instalaciones subterráneas fueron completadas y entregadas por la Universidad de Zaragoza al Consorcio el 30 de Junio del 2010. Las "viejas" infraestructuras subterráneas están siendo integradas en el LSC de acuerdo a un “Memorandum of Understanding” con la Universidad de Zaragoza (área total 1560 m², volumen total 10.500 m³).
Las actividades experimentales subterráneas tienen el apoyo de un edificio externo situado en Canfranc Estación que cuenta con un taller de mecánica, laboratorios especializados, oficinas para le personal del LSC y salas de conferencias, exposición y reuniones para los usuarios que se encuentra disponible desde Enero 2011.
Hay siete experimentos aprobados (ANAIS y ArDM en material oscura, BiPo, NEXT y SuperK-GD en neutrinos, GEODYN en geodinámica y GOLLUM en bilogía) y otros bajo estudio (uno sobre la búsqueda de la materia oscura con centelleadores tipo CLYC, y otro que propone la utilización de un sensor de fuerza ultra-sensible para la investigación de interacciones de corto alcance). Además, se está estudiando un proyecto de ampliación del espacio subterráneo para albergar una instalación de astrofísica, CUNA. Hay 254 usuarios de 19 países diferentes.

   

Noticias  

   

   

   

Redes Sociales  

   

● Paseo de los Ayerbe S/N - CP: 22880 - Canfranc-Estación ● Tel: +34 974 373 474 ● Fax: +34 974 373 475 ● Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. ● Copyright © 2010 - 2012 ● LSC ●